viernes, 15 de febrero de 2008

El Manu


4 comentarios:

aontos dijo...

Una caja, un cerco...

Encerrado que no prisionero ni esclavo.

Comedido en la proyección haci el abismo. El caminante sella destinos, redirige flujos de energía y abra los ojos.

Kôsuke dijo...

Un lugar

Preso de un amor

Cómodo lejos de ella, de su brillo, de su alo. El amante en su soledad muere por sus ojos

aontos dijo...

Sus ojos. Una llamada al cielo durante mil años.

Una espada forjada junto a la Universidad, y bautizada por los elementos. Bajo la magia de magi malditos, contempladores de estrellas.

El sendero se alza por donde las campanas entonan glórias falsas y decrépitas. Títeres escondidos en armaduras...

aontos dijo...

Sus ojos. Una llamada al cielo durante mil años.

Una espada forjada junto a la Universidad, y bautizada por los elementos. Bajo la magia de magi malditos, contempladores de estrellas.

El sendero se alza por donde las campanas entonan glórias falsas y decrépitas. Títeres escondidos en armaduras...